El desastroso inicio del Hexágonal Final selló la suerte del entrenador alemán. La Federación estadounidense de Futbol (U.S. Soccer) anunció este lunes que el alemán Jürgen Klinsmann ha dejado de ser el entrenador de su selección mayor masculina.

Klinsmann llegó a la dirección técnica del equipo de las barras y las estrellas en julio de 2011, y bajo su mando acumuló un total de 55 victorias por 27 empates y sólo 16 derrotas. Además, llevó al equipo a una racha de 12 victorias consecutivas en 2013, la más grande de toda su historia, y a ganar una Copa Oro en 2013.

Luego de varios años con buenos resultados, en los que Estados Unidos se convirtió en uno de los países con más crecimiento en el mundo del fútbol, la carrera de Klinsmann sufrió derrotas importantes en la Copa de Oro de 2015 y en el repechaje por un boleto para la Copa Confederaciones de 2017, lo que generó ciertas dudas sobre su desempeño.

Las últimas dos derrotas en el inicio del Hexagonal Final rumbo al Mundial de Rusia 2018 sellaron la suerte del alemán, al ligar una dolorosa derrota en casa ante México (la primera en eliminatorias en más de cuatro décadas) y una desastrosa visita a Costa Rica, que culminó con una de sus peores goleadas de los últmos años.

Hasta el momento, no se ha informado del remplazo de Klinsmann al frente de la selección, pero algunos medios señalan a Bruce Arena, quien actualmente dirige al LA Galaxy, como la opción natural. Arena dirigió al Estados Unidos entre 1998 y 2006, convirtiendo al equipo semi-amateur en uno de los más respetados de todo orbe por su disciplina y espíritu deportivo.