Tokio— Tras un año de espera, este viernes arrancó la ceremonia de inauguración de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, sin duda la edición más caótica y complicada de organizar del evento deportivo planetario en la era moderna.

La ceremonia de apertura de hoy por la noche en Tokio, madrugada en México, marcará no solo el comienzo de dos semanas de pruebas deportivas, proezas y emociones, sino también el broche a dificultosos preparativos para los organizadores japoneses y el Comité Olímpico Internacional (COI) por culpa de la pandemia de Covid-19.

Pese a que las 68 mil plazas del Estadio Olímpico estuvieron vacías, la ceremonia sí contó con la presencia, reducida, de algunas personalidades como el emperador japonés Naruhito o la primera dama estadounidense, Jill Biden.

En el desfile de las 206 delegaciones estuvo presente el equipo mexicano comandado por los abanderados Gaby López y Rommel Pacheco.