Por Jesús C. Aguirre Maldonado

Este martes se reunieron en la Fábrica de Muebles Issa Enrique Gutiérrez Gabaldón y Luis Fernando Issa Sevilla ya que el primero le hizo entrega al segundo de la playera No. 17 autografiada que utilizó el deliciense Jahir Alejandro Barraza Flores en la Final de Ascenso, donde ganaron los Hidrorayos su pase a la Primera División a los Bravos de Ciudad Juárez con un global de 3-0 y gol en el primer juego del orgullo del Infonavit Cielo Vista surgido de Vencedores de Delicias de Tercera División.

Tanto Gutiérrez, como Issa fueron parte importante en la trayectoria del deliciense para que este se catapultara a la fama, pues ambos eran directivos del desaparecido Vencedores de Delicias de la Tercera División, primero de la Liga Promocional Chihuahua y después de la Tercera División Profesional, equipo de donde Jahir se fue al Atlas, en donde estuvo en todas sus categorías, siendo canterano, pasando después al Leones Negros de la U de G de donde dio el salto esta temporada al equipo que tiene su sede en Aguascalientes.

Una serie de recuerdos se agolparon en las mentes y corazones tanto de Gutiérrez, como de Issa Sevilla, al recordar como aquel chavalo flacucho que llegó a portar el número 10 en los dorsales de la camiseta de los Vencedores de Delicias empezaba a meter goles, incluso siendo goleador de la Tercera Profesional.

Jahir esta temporada destacó con el Necaxa, que vuelve al máximo circuito tras 5 años de espera, ganándose la confianza de su entrenador Alfonso Sosa.

La playera se la dio Jahir a Gutiérrez, quien fue un intermediario clave para que Barraza Flores llegara al Atlas y ahora este de regreso en el máximo circuito.

“Ahora si vale Jahir, y vale mucho más”, dijo Issa Sevilla, atesorando entre sus manos la camiseta número 17, aquella con la que Jahir metió el gol del 1-0 en el Juego de Ida celebrado en el Estadio Victoria de Aguascalientes y que en el segundo juego estuvo a punto de meter el otro.jesusaguirre25@hotmail.es