“Yo creo que el rendimiento de Darío fue muy bueno, yo diría excelente, considerando que fueron nueve meses (de ausencia) su reaparición, su readaptación fue excelente”. expresó Ferretti.

Lezcano perdió casi un año de actividad tras una ruptura del tendón de aquiles el semestre pasado.

El guaraní jugó 75 minutos en el empate contra los camoteros del Puebla y salió de cambio por Cándido Ramírez.

Pese a costarle los primeros minutos, el sudemericano se adaptó bien a las labores del equipo tanto a la ofensiva como a la hora de defender el empate en los últimos minutos; es de esperarse que esté presente ante el León el próximo viernes.